2 may. 2011

Poema dedicado a la mujer


Divina flor hermosa,
a la par olorosa,
no te acerques a la espina,
no vivas una vida dolorosa.
Pues tú eres un ser divino
sigue la luz del camino,
sin prisa, sin pausa,
donde te lleve el destino.
Vendrán tiempos de injusticia,
no caigas en la avaricia,
vendrán días de tristeza,
no caigas en la pereza.
Pues no hay cosa mas hermosa,
que sentir tu aroma, rosa.